Estas son las diferencias entre apagar o reiniciar tu teléfono y qué es mas recomendable en cada situación

Estas son las diferencias entre apagar o reiniciar tu teléfono y qué es mas recomendable en cada situación
Sin comentarios

Por norma general, siempre hemos tenido en mente que cuando algo no funciona correctamente en cualquier dispositivo electrónico lo mejor es apagarlo y volverlo a encender para que todo vuelva a ejecutarse con total normalidad, aunque también es cierto que muchos usuarios optan por la opción de simplemente reiniciarlo porque piensan que tiene el mismo efecto y evitan de esa forma tener que encenderlo manualmente.

¿Qué hay de mito y de verdad en todo esto? Pues es precisamente lo que os vamos a explicar en este post, ya que no siempre reiniciar nuestro dispositivo va a ser la mejor opción dependiendo del problema que estemos sufriendo.

Reiniciar o apagar el teléfono ¿Cuál es la mejor opción?

Aunque de cara al usuario ambas herramientas puedan funcionar y afectar al equipo de la misma manera, a efectos prácticos no es exactamente así. Normalmente la mayoría de nosotros optamos por reiniciar el teléfono ya que el sistema vuelve a arrancar de forma completamente automática sin necesidad de volver a hacerlo manualmente, pero en ciertas ocasiones esto no es lo mas recomendable.

Mi11 Ultra 16

Al reiniciarlo, lo que estamos llevando a cabo es un apagado parcial de los diferentes elementos del equipo, ya que lo único que se reinicia por completo es el sistema operativo, quedando intacto todo el hardware, memoria caché e incluso las aplicaciones que están corriendo en segundo plano previamente a realizar esta acción.

Por contra, si apagamos por completo el terminal, sí que conseguimos que todos estos elementos que os hemos mencionado arranquen completamente desde cero, vaciándose la memoria caché, reiniciando por completo todo el hardware y, por supuesto, volviéndose a ejecutar de nuevo todos los procesos que el sistema necesita para trabajar con normalidad.

Por lo tanto, nuestra recomendación es que, siempre que tengáis la oportunidad, apaguéis por completo el teléfono para que todo pueda reiniciarse como toca a pesar de que el proceso sea algo más laborioso o incluso que consuma más energía, pero seguro que vuestro dispositivo os lo agradecerá.

Temas
Comentarios cerrados
Inicio