Los peligros del ventilador por la noche: cómo evitar un resfriado en pleno verano

Los peligros del ventilador por la noche: cómo evitar un resfriado en pleno verano
1 Comentario

Con la llegada de esta segunda ola de calor, quienes no habían comprado un ventilador han sucumbido a sus beneficios, pero no es oro todo lo que refresca. A pesar de que una brisa de aire fresco a media tarde podría alegrarle el día a más de uno, aquellos que tienen el ventilador encendido toda la noche corren el riesgo de pillar un resfriado que, en estas fechas, es de muy poco agrado.

Como ninguno de nosotros queremos perdernos esas vacaciones que llevamos esperando todo el año, vamos a darte unos tips para disfrutar de las noches más calurosas de este verano. Atento:

Cómo no pasar calor sin caer enfermos

Según cuentan en Saber Vivir, nuestro mayor aliado este verano puede ser nuestro peor enemigo si no hacemos un uso correcto del mismo, y es que poner el ventilador por la noche tiene letra pequeña:

  1. Evitar el flujo constante de aire en la misma dirección: es malo para el cuerpo que lo tengamos todo el rato enfocado hacia nosotros.
  2. Mantener sus aspas limpias: mejora la eficiencia, ahorra energía y nos evita cualquier alergia.
  3. No ponerlo a la máxima potencia: de nuevo, una medida de ahorro, pero también para evitar que se reseque demasiado el ambiente.

Siguiendo estos consejos, nos ahorraremos más de un disgusto a la mañana siguiente.

A pesar de que no son pocos los problemas derivados de un mal uso del ventilador (sobre todo por la noche), lo cierto es que tienen muchas ventajas sobre el aire acondicionado o frente a no tener ninguna de las dos alternativas.

Son baratos, como en el caso del Xiaomi Mi Smart Standing Fan 2, que podemos encontrar por menos de 75 euros; son pequeños, consumen muchísima menos electricidad que un equipo de aire acondicionado y hay un montón de trucos para sacarles el máximo partido y que, aún por encima de los 35º, sean capaces de echar aire frío.

Siempre que vayamos a poner el ventilador por la noche, tenemos que asegurarnos de cumplir con los consejos de arriba, y si nos levantamos un poco tocados, podemos optar por hacerle compañía a nuestro nuevo ventilador con un purificador de aire, ya que evitará posibles dolores de cabeza y garganta si lo hemos tenido muy cerca de la cara la noche anterior.

Imagen | roberlan

Temas
Inicio